¿Eres Presidente de tu Comunidad? - Tenemos un mensaje para ti
Las 4 averías más comunes en un ascensor
Jul04

Las 4 averías más comunes en un ascensor

Es de todos sabido que los ascensores han revolucionado la forma de desplazarnos dentro de nuestros edificios. Estos nos permiten que nos movamos con facilidad entre las plantas de un bloque, sin necesidad de depender de las escaleras. Sin embargo, a pesar de todo lo bueno que un ascensor puede aportar a nuestro día a día, existe el peligro que, sin que haya un correcto mantenimiento de éste, se pueda llegar a averiar (con el peligro que supondría para la seguridad de los usuarios). Pero… ¿sabemos realmente cuáles son las averías más comunes que nos podemos encontrar en nuestros elevadores? Fallos en la alimentación eléctrica Es evidente que estar atrapado en una cabina que se encuentra suspendida a varios pisos de altura, no es algo que guste a nadie. De hecho, este contratiempo es el que encabeza la lista de los problemas más angustiosos con el que nos podemos llegar a encontrar. Cuestiones que van desde el parpadeo constante de las luces del interior de la cabina, hasta el fallo total de suministro eléctrico, deben evitarse a toda costa. Por supuesto, la falta de electricidad puede estar provocada por causas ajenas a nosotros, como un apagón que afecte a parte de nuestro barrio, pero en otras ocasiones la avería viene de la parte del motor. Los ascensores utilizan una gran cantidad de energía para poder funcionar a pleno rendimiento. Los cambios en el voltaje del sistema son, en muchos casos, los culpables habituales de esta problemática que puede llegar a afectar al motor, llegando incluso a dañar de forma importante toda la máquina.     Desgaste de los engranajes La polea es un componente esencial para el correcto funcionamiento de un elevador. Con el tiempo, el roce constante y diario de los cables que la unen a la cabina, hace que se desgaste y que el cableado acabe por resbalar sobre ella. Es por esta razón que es de vital importancia revisar regularmente esta pieza para poder detectar cualquier problema antes de que este empeore. Mal funcionamiento de los rodamientos Escuchar ruidos cuando nos estamos desplazando en el ascensor, no es algo que guste, especialmente si estos se deben a un problema grave. El funcionamiento indebido de los rodamientos es una de las averías más comunes. Una pieza suelta o desgastada pueden provocar vibraciones excesivas en el motor, que puede llegar a estropear el aparato. Ante cualquier ruido extraño nos debemos poner en contacto con nuestra empresa de mantenimiento. Impurezas en el aceite Como en todas las máquinas, los componentes de un ascensor deben estar bien lubricados para que funcionen correctamente. Esto se vuelve más importante, si cabe, en...

Leer Más

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies